Pantallazo
Estamos bien, eh...

Negro González Oro: “El día que pueda me cruzo el Charco y me voy a Uruguay”

El reconocido periodista se refirió a cómo está viviendo la cuarentena en tiempo de pandemia y sus ganas de venir a Uruguay.

02.08.2020 15:13

Lectura: 2'

2020-08-02T15:13:00
Compartir en

El reconocido periodista radial y de televisión Oscar Gonález Oro dialogó en La Once Diez sobre su situación actual de la pandemia y confesó estar "harto" de quedarse en su casa. Además, dijo que solamente salió tres veces en estos 130 días: dos veces para ir a un programa de televisión y otro para ir al médico por una intoxicación.

"Y de verdad: no salí más. Ya no sé qué inventar. El día que pueda me cruzo el Charco y me voy a Uruguay. De eso no tengo dudas. Es distinto el paisaje, es distinto todo; así que me iré el día que se pueda. Y me quedaré allá hasta que pase todo. Obviamente, volveré. Tengo que volver por cuestiones personales", aseguró.

En ese sentido explicó que conduciría el programa desde nuestro país ya que para él "es lo mismo" porque actualmente está saliendo al aire desde la casa. Sin embargo, no sabe cuál es la fecha de regreso: "Volveré por lo menos hasta que se abran las fronteras, puedas entrar y salir cuando se (te) dé la gana. Yo necesito libertad. Extraño la libertad", insistió.

""Mis hijos están en Europa, y desde Montevideo puedo viajar para verlos. Desde acá no puedo. Todo está complicado; todo te lo complican, todos son permisos, todos son trámites gigantescos. No tengo ganas. El día que se abran las fronteras me subo al auto y me voy. Así de simple", agregó.

Finalmente, González Oro dijo que actualmente "está en paz", aún cuando se encuentra solo. Según dijo, no puede vivir con alguien más sin poder salir a la calle: "Yo me muero, me mato", confesó.

"Tampoco es tan trascendente que llegue el amor; también hay otras cosas en la vida", dijo el periodista, quien está embarcado en un gran proyecto: la publicación de una novela que escribe todas las noches. Y que ya cuenta con nombre: Fecha de vencimiento. "Uno también la tiene -deslizó-. Y la sabemos. Pero no queremos darnos cuenta", concluyó.